Tocar la puerta del corazón

Del 18 al 26 de febrero se realizó en la Diócesis de San José de Mayo (Uruguay) la Misión Joven San Francisco Javier. En este primer año de tres, del sexto ciclo de la Misión, visitamos 9 lugares de la Diócesis (2 de Flores y 7 de San José). Tuve la oportunidad de misionar en la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús en la ciudad de Ecilda Paullier.

En la vida cotidiana solemos estar atados a la rutina diaria, problemas y preocupaciones personales. Esta gran experiencia no solo me sirvió para compartir el amor de Cristo, sino que también, para escuchar y conocer tantas historias de vida, con sus dificultades y triunfos, pero que, acompañado de Dios, todo se hace menos doloroso y posible.

La felicidad se comparte y las tristezas se dividen con aquellas personas que Dios pone a nuestro encuentro y nos ayudan a salir de esos momentos.

En esta semana de misión en Ecilda Paullier aprendí que por mas pequeño que sea el paso en el caminar, o a pesar de las dificultades del camino, lo importante es poder llegar a tocar la puerta del corazón de los que te rodean. Y así, entonces, sentir ese cariño de Dios en las pequeñas cosas, historias, lagrimas, sonrisas, y abrazos.

Lucas Toribio
Misión Joven San Francisco Javier
Ciclo San José, Uruguay (2017-2019)

Publicación anterior
Vivir es misión
Publicación siguiente
Ojo por ojo

Publicaciones relacionadas

No se han encontrado resultados.

Menú